close
Let’s co: El futuro pasa por la colaboración

Let’s co: El futuro pasa por la colaboración

Blablacar, Airbnb, Car2go, bancos de tiempo, couchsurfing, espacios de coworking, plataformas de crowfunding. ¿Os suenan todos? ¿alguno? Todos estos conceptos son formas nuevas de moverse, viajar, habitar, trabajar, aprender y todos llevan intrínseca la palabra compartir, todos parten de la colaboración. Y han venido para quedarse.

La economía colaborativa parece estar en auge en los medios pero en realidad no hemos inventado nada nuevo, el consumo colaborativo se define como la interacción de dos o más sujetos para satisfacer una necesidad potencial o real de una o más personas. Es decir, yo tengo algo y lo comparto contigo. Tú tienes algo físico y yo sólo necesito el servicio que da. Yo aporto un poco, tú otro poco y juntos hacemos algo más grande. Algo tan sencillo ahora podemos hacerlo posible a una escala enorme con tan solo unos clicks. Compartimos coche, casa, lugar de trabajo y conocimientos. Colaboramos para ayudar a llevar a cabo grandes proyectos o dar voz a iniciativas sociales.

sharing_economy

La colaboración fue esencial para que el ser humano dejara de ser nómada y empezara los primeros asentamientos, la colaboración es el motor que mueve todas las investigaciones científicas y hace victoriosas las revoluciones. Por eso, en un mundo cada vez más conectado nuestra respuesta está siendo precisamente esa: juntarnos para colaborar y compartir.

Estamos creando una cultura que busca satisfacer necesidades entre iguales y cada vez son más los que descubren y crean nuevas formas de compartir y colaborar. Hablamos con María Isla, CMO y una de las fundadoras de Hackity App, una aplicación gratuita cívica para mejorar entre todos las ciudades de todo el mundo, y Daniel del equipo de Eccocar, una plataforma novedosa de alquiler de coches entre particulares.

Dos proyectos disruptivos nacidos en España que están luchando por hacer las cosas de otra forma.

Colaborar para cumplir la vida útil de las cosas.

 desguace

La necesidad de colaborar surge porque tenemos un montón de activos que están infrautilizados y no es necesario seguir fabricando más cosas sino simplemente usar lo que ya tenemos porque así además estamos evitando que haya más contaminación causada por fabricar esos productos y sea todo más eficiente. En nuestro caso, lo que estamos montando es una plataforma de alquiler de coches entre particulares y lo que fomentamos es que los coches que ya hay en la ciudad se utilicen, que no se compren nuevos coches y que se usen por más gente porque hay estadísticas que dicen que el 95% del tiempo los coches están parados, lo que les falta es darles uso.

Muchas veces se puede tirar un coche no porque tenga 400000km sino porque tiene 20 años y ya se está cayendo a trozos. Lo que queremos es que las cosas se utilicen más y se eliminen también barreras entre el consumidor final y el productor, lo cual es mucho más fácil con todas las tecnologías que tenemos hoy en día. La figura que había antes de consumidor y productor ahora está cambiando y hay una figura nueva que es el prosumidor, porque ya no es: yo produzco, tú consumes, sino yo produzco, yo consumo. Ahí es donde entra la colaboración, todos podemos producir y todos podemos consumir. De esta manera aprovechamos todo lo que tenemos y podemos construir un modelo mucho más eficiente.

¿Qué es Eccocar?

Es una plataforma de alquiler de coches entre particulares. Por hacer un símil sería algo similar a Car2go pero los coches son de la gente. Nosotros ponemos en contacto propietarios con conductores y tenemos también una tecnología que si el propietario se la instala no hace falta que quede con el conductor para entregar la llave y se podría abrir el coche con el móvil igual que Car2go.

Hay ya plataformas haciendo cosas similares pero están más enfocadas al alquiler vacacional, nosotros lo que queremos fomentar es un alquiler más corto, por horas, si tú estás en una ciudad y necesitas un coche por una hora, así puedes tener el acceso a ese coche. Además, como estás compartiendo ese coche estás también eliminando coches del espacio público, hay más sitio para aparcar y menos tráfico. Por otro lado los coches al usarse más y por más gente se gastan antes y en lugar de renovarlo cada 20 años lo puedes renovar cada dos o tres y de esta manera no sólo se fabrica menos sino que se usan siempre coches más nuevos que en teoría son más eficientes, como los híbridos o los eléctricos.

Colaborar para mejorar las ciudades.

connected_city

La necesidad de colaborar surge porque llega un punto en el que no tiene sentido competir, es necesario que colaboremos todos para lograr solucionar de verdad los problemas y sobre todo los grandes retos a los que nos enfrentamos.

Con el boom de las Smart Cities nosotros empezamos a pensar dónde quedaba el papel del ciudadano, hicimos una pequeña investigación de guerrilla y nos dimos cuenta de que no había mecanismos para insertar la voz del ciudadano en el diseño de las ciudades. En los últimos 200 años las ciudades no han cambiado su diseño, no están hechas para las personas sino para los coches y para 2070 se calcula que más del 70% de la población vamos a vivir en grandes núcleos urbanos con lo cual hay un gran desafío para conseguir acondicionar esas ciudades a las personas y van a surgir problemas problemas.

¿Qué es Hackity App?

Hackity es un estudio de diseño social en el que hacemos productos y servicios con impacto positivo en la sociedad. Uno de los productos que hemos creado ha sido Hackity App que es una aplicación para reimaginar las ciudades y mejorar los barrios entre todos, se puede utilizar en todas las partes del mundo y la idea es que entre todos los actores: ciudadanos, empresas, colectivos y ayuntamientos, encontremos las mejores soluciones.

En la aplicación se pueden compartir desde ideas para mejorar los barrios, propuestas, soluciones que se te ocurran, o desperfectos, problemas. Sacas una foto, la subes a la aplicación y la compartes. A partir de ahí lo que se genera es una conversación entre todos los usuarios y la posibilidad, que depende de cada usuario, de que sea capaz de pasar a la acción. Por ejemplo hemos tenido usuarios que han publicado tutoriales sobre cómo arreglar baldosas que se pueden replicar en todas las ciudades del mundo. Lo que te permite ante todo, es que al poderse utilizar en todas las ciudades pueda haber las máximas soluciones y las máximas ideas. Al final da igual que vivas en Odesa, en San Francisco, o en Madrid, a todos nos preocupan los mismos problemas y podemos replicar las mismas soluciones. De esta manera queremos crear un movimiento que cambie la forma en la que están diseñadas las ciudades.

Estos son solo un par de ejemplos novedosos, pero igual que Daniel y María nos cuentan los problemas y soluciones que han visto y están solucionando junto con sus equipos, son muchas las ideas que se están llevando a cabo o veremos surgir gracias a la comunicación sin precedentes que nos ofrece internet y el poder de la colaboración.

Myriam Barnés Guevara

Myriam Barnés Guevara

Editora. Hagas lo que hagas debes flipar haciéndolo.
PORTADA-2

La realidad virtual: El futuro es hoy

portadacarton

Reducir, Reutilizar, Reciclar… ¡Diseñar!

Leave a Response